recomendaciones para ancianos

20 mar Recomendaciones de seguridad

Ladrones y estafadores han existido siempre. Y, nos guste o no, nuestra seguridad se ve comprometida por su culpa. Por desgracia, los más vulnerables son los ancianos. Por esa razón, vamos a compartir unas recomendaciones que nos ayuden a evitar este tipo de experiencias tan desagradables.

Los profesionales del robo no dejan nunca de inventar nuevas estrategias para conseguir su objetivo: delinquir. Este tipo de actos va desde el hurto no violento, pasando por el atraco con intimidación, hasta la estafa más elaborada.

El motivo por el cual estos delincuentes se han centrado en esta parte de la población, es simple. No solo representan un alto porcentaje, sino que, además, suelen contar con bienes materiales como pueden ser la casa o dinero en efectivo. A esto se une un detalle muy importante. Lamentablemente en muchos casos nuestros ancianos viven solos, convirtiéndose así en el objetivo perfecto.

Vamos a analizar los puntos más delicados y a descubrir las medidas que nos permitirán, tanto a nosotros como a nuestros ancianos, vivir más tranquilos.

Recomendaciones de seguridad ante ladrones y estafadores

Si algo les gusta a los ladrones es el dinero y conocen bien las fechas en que los ancianos suelen ir a retirar su pensión y la forma en que lo hacen.

Es importante evitar que acudan solos al banco. Siempre que se pueda se recomienda que vayan acompañados y, preferiblemente, que la cantidad extraída no sea demasiado elevada, siendo preferible ir varias veces a lo largo del mes.

En el caso de que la persona anciana deba acudir sola, será necesario que siga unas sencillas pautas para reducir la probabilidad de ser víctima de ladrones y estafadores. Es aconsejable que los ancianos transiten zonas con gran afluencia de gente, evitando las calles estrechas o las zonas oscuras donde podrían verse sorprendidos. Siempre es bueno tener personas cerca a las que poder pedir auxilio.

En ningún caso debe detenerse frente a un desconocido que supuestamente necesita ayuda o se encuentra perdido. Esta es una de las tácticas más utilizadas y, por desgracia, de las que mejor funcionan. Debe seguir caminando, evitará daños que van desde lo material hasta lo personal.

Debe llevar el dinero a buen recaudo, las técnicas de robo de bolsos son infinitas. Debe tratar de tener una actitud que pase desapercibida.

Pero no todo el peligro está en la calle, en casa también debemos ser cautos.

No deben confiar sus datos personales, ni pagar ningún supuesto recibo que les resulte extraño. Mejor no abrir la puerta, o colgar el teléfono si no es alguien de su entorno.

No todos los ancianos tienen la suerte de estar acompañados, pero siguiendo estas recomendaciones, las probabilidades de caer en manos de ladrones y estafadores son reducidas. Entre todos podemos conseguir que la seguridad de nuestros ancianos mejore.

No Comments

Sorry, the comment form is closed at this time.

Uso de cookies

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Pulse sobre el botón aceptar y dará su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies. ACEPTAR